domingo, 4 de enero de 2009

París II: La guía trotamundos (en busca del tiempo perdido)

En la guía del trotamundos me entero de que Proust pasó su infancia en el número 9 de La Madeleine, precisamente aquí:



Es curioso que Proust sea tan conocido por su madalena y que viviese su infancia en la plaza de 'la madeleine'. ¿Habrá estado todo este tiempo burlándose de nosotros, sus lectores, a través de un simple chiste privado?

En la misma plaza (siempre según la guía) hay unos baños modernistas, capaces de hacer de un apretón un goce estético de primera categoría. Vean lo que les digo:



Imagino al pequeño Proust de vuelta del colegio, deseando hacer pis, y encontrando la puerta de casa cerrada, corriendo hasta estos servicios para aliviarse la vejiga. En el compartimento de al lado hay otro hombre. Puede escuchar el sonido del líquido precipitándose torrencialmente sobre la loza. El pequeño Proust piensa en tormentas y fantásticas gárgolas. No sabe que quien orina junto a él, separados tan sólo por un estrecho muro, es Rimbaud, el poeta.

2 comentarios:

luna dijo...

http://lunamiguel.blogspot.com/2008/08/agosto-o-muerte.html

con perdon,(producto de este horrible verano)

hautor dijo...

Tuvo que ser horrible, Luna. Eso sí, me he reído mucho viéndolo.

Un saludo.